Tipos de búsqueda en Google ¡Conoce las principales!

Para afianzar nuestras estrategias de posicionamiento SEO primero debemos conocer a fondo  el comportamiento del motor de búsqueda que vamos a utilizar. Veamos los principales tipos de búsqueda en Google.

tipos-de-búsqueda-en-google-1
Google es ahora el campo de juego básico para todo tipo de mercados y sus formatos y criterios de búsqueda determinan el marco en el cuál debe moverse el experto en marketing digital.

Evolución de los tipos de búsqueda en Google

A lo largo de sus veintiséis años de existencia en el universo web, el motor de búsqueda Google ha ido adaptándose de maneras más veloces, variadas y sorprendentes a las necesidades crecientes del mercado de usuarios. Algunas de estas innovaciones en cuanto a tipos de búsqueda en Google resultan incluso inquietantes por su capacidad de satisfacer hasta el último detalle de nuestros deseos, incluso los no solicitados.

Lo que empezó como una simple lista digital de sitios web etiquetados, accesibles mediante un puñado de palabras específicas necesariamente bien redactadas, ahora es un universo de conexiones que roza lo telepático. La mítica bola de cristal de los supuestos hechiceros en tiempos antiguos parece resucitada en la capacidad penetrativa y omnipresente del buscador de internet por excelencia.

El motor de búsqueda nos conoce a fondo por su registro constante de nuestro historial de consultas. A partir de este conocimiento, es capaz de organizar cientos de criterios para brindarnos una búsqueda semántica, con nuestros intereses temáticos como centro. Lo dicho, un Aleph borgiano, un punto de observación total en el universo, hecho realidad literal para nuestra generación y las siguientes.

Incluso la forma de expresarnos ante la máquina se ha expandido radicalmente. No sólo es posible buscar mediante similitud de imágenes subidas en comparación con la masa gráfica encontrada en la web y hacer búsquedas por voz en lugar de escritura, ambos logros impensados hasta hace muy poco.

También la plataforma es capaz ahora de entender el lenguaje informal, característicamente fragmentario e inexacto, y conseguir aún así resultados apropiados para nuestro objetivo. Esto último es un acercamiento a pasos agigantados a la más sofisticada Inteligencia Artificial, un mecanismo artificial con la habilidad de captar significado implícito más allá de la literalidad de la frase propuesta.

Factores de Google para caracterizar la intención de búsqueda

Aparte de estos increíbles avances, podemos profundizar un poco más en las maneras especiales que tiene Google de ofrecer resultados dependiendo de múltiples factores. Sólo conociendo los modos de la herramienta podremos articular correctamente un posicionamiento SEO (Search Engine Optimization).

Historial de comportamiento

El primer criterio de búsqueda utilizado por Google es uno que ya fue esbozado cuando mencionamos la exploración semántica, el historial de intereses del usuario. En términos de motores de búsqueda, Internet no es ya un territorio movedizo donde todos nuestros pasos se desvanecen apenas cerramos sesión. Todo queda almacenado para formarnos un hogar cada vez más perfecto lleno de nuestros intereses más recurrentes y nuestros temas preferidos.

Esto crea, naturalmente, preocupaciones sociológicas con respecto a la privacidad y la visión ideológica de túnel. Un registro enorme de datos personales por parte del Big Tech se encuentra peligrosamente cerca de un espionaje masivo consentido. Y otorgarle al usuario sólo la perspectiva con la cual se siente cómodo construye burbujas tribales de difícil rompimiento y germen seguro de conflictos.

De cualquier manera, la búsqueda personalizada según el comportamiento previo del usuario es una realidad que no se marchará a ninguna parte. Se trata de la más dura y específica segmentación previa (por edad, sexo, dispositivo o preferencias) sobre la cual debe navegar cualquier campaña o estrategia de SEO.

search-optimizado
Hemos llegado a un punto de la evolución de la burbuja digital en el cual Google y otras compañías de Big Tech pueden conocernos mejor que varios de nuestros familiares y mejores amigos. Nuestras inquietudes y gustos encuentran rápida satisfacción, incluyendo necesidades de compra.

Ubicación

El segundo factor utilizado por Google para sus búsquedas es la ubicación del usuario. No todas las pesquisas que efectuemos en la plataforma requerirán conocer nuestra localización. Conocer el nombre del Premio Nobel de Literatura o los premios obtenidos por una serie de televisión este año no exige partir de nuestra posición en cierta calle de Ciudad de México.

Pero, normalmente, si buscamos algún servicio médico, de reparaciones o gastronómico es para obtenerlo cerca de donde hacemos vida cotidianamente. Entonces Google dará preferencia a marcas que se encuentren trabajando en las cercanías de tu residencia o trabajo.

Actualidad noticiosa

Grandes eventos de noticia atraen grandes búsquedas. Google lo sabe y, por lo tanto, su algoritmo recomienda en primer lugar, mediante recuadros al tope de los resultados, reportajes actualizados de la situación que se vive asociada a los términos de la búsqueda. Un alto porcentaje de los que buscan el nombre de algún país con graves sucesos recurrentes tienen el objetivo de saber qué ocurre en este momento allí.

Por ejemplo, alguien que busque Venezuela o Birmania puede tener curiosidad sobre el ave nacional del primer país o la producción de bailarines clásicos del segundo. Pero serán muchos más los que inquieran sobre crisis económica o golpes de estado en ambos casos, realidades tristemente frecuentes en países como estos del tercer mundo. Es necesario tener este sesgo en cuenta para nuestros propósitos de optimización de visibilidad.

En el siguiente vídeo, se nos invita a extraerle todo el jugo posible al motor de búsqueda de Google incorporando maneras un tanto desconocidas de ejecutar un search. En muchas ocasiones se nos puede ir entera nuestra vida digital sin comprender plenamente las capacidades del artefacto mágico que la ciencia ha colocado en nuestras manos.

Tipos de búsqueda en Google

Identificados los factores de caracterización que aplica Google para la intención de búsqueda y las capacidades crecientes del buscador hegemónico de la actualidad, es momento de repasar los tipos de búsqueda en Google.

Sencillamente, los hábitos de navegación usuales en los que suele caer todo usuario dependiendo de sus necesidades circunstanciales. El experto en SEO debe tomar en cuenta estos distintos acercamientos a la plataforma para salirle al paso al potencial cliente con efectividad y regularidad.

Búsqueda de información

La exploración web informacional es la más simple en términos de ejecución por parte del usuario y estrategia por parte del profesional en marketing digital. Se trata de un estilo de búsqueda que todos practicamos diariamente como si se tratara de respirar: la consulta veloz de un contenido informativo específico sobre un tema que nos agobie o nos genere curiosidad.

Al no tratarse de una búsqueda guiada por intereses que desemboquen en comercio electrónico, el propio buscador de Google le presentará al usuario columnas y recuadros de resumen informativo extraídos de Wikipedia apenas pulse el botón, sin más sugerencias de servicios.

Por ejemplo, si el usuario quiere buscar el nombre del personaje interpretado por Leonardo DiCaprio en The Wolf of Wall Street, probablemente el buscador presentará el nombre del personaje en grandes letras, seguido de miniaturas de otros personajes del film, un artículo de Wikipedia sobre el director Martin Scorsese y otro sobre Jordan Belfort, el personaje real en el que se basa la película.

¿Cuál sería la estrategia ideal en términos de SEO para abordar la búsqueda informacional? Prácticamente ninguna. Google captará en nuestro sitio web, blog o portal noticioso, las palabras asociadas a la inquietud y le ofrecerá el sitio al usuario. Es suficiente con mantener una redacción clara del contenido en cuestión para que sea indexado eficazmente.

Búsqueda de navegación

Otro de los tipos de búsqueda en Google, si la búsqueda informacional tenía como norte extraer un conocimiento determinado del océano web, la búsqueda de navegación intenta encontrar marcas determinadas, instituciones fijas, periódicos online, páginas web célebres o personajes públicos. La clave está en un nombre de peso, bandera de un contenido valioso, necesario u original, que dispara la necesidad de búsqueda.

Un ejemplo de búsqueda de este estilo sería una exploración para encontrar una bebida energética popular, que tiene su página web y un blog alterno de contenido más variado. O bien una búsqueda para encontrar el rastro oficial digital de una universidad en la que buscaremos un cupo.

Un artículo de hace tres años publicado en un noticiero digital puede encuadrarse dentro de una búsqueda navegacional. E inquirir sobre el Instagram de Penélope Cruz también puede considerarse como navegación mediante motor de búsqueda.

El movimiento SEO asociado a este campo del googleo se basará en una redacción cuidadosa del nombre y marca a los que intentamos darle óptima visibilidad. Todo dentro de un texto donde se describa con minucia y nitidez su naturaleza y propósito. Algo de lógica común: darse a conocer implica fijar un nombre, un sitio y un objetivo.

Búsqueda de acción

La llamada búsqueda de acción no es más que la búsqueda que se produce con el objetivo de concretar inmediatamente una actividad. Mientras las anteriores búsquedas eran meramente informativas o explorativas, esta se ocupa siempre de buscar ejecutar, se trate de descargar un archivo, ver una película o un vídeo cualquiera online o hacer una suscripción a un sitio web de publicación periódica.

Por supuesto, no puede haber ninguna seguridad de que el usuario acabe cumpliendo con la acción que parecía iniciar. Es posible que la búsqueda de acción sea en muchas ocasiones sólo un paneo por el campo cibernético para constatar la posibilidad de acción y luego una archivación del mecanismo encontrado, aplazando la actividad para tiempos más apacibles. Pero aún así, la intención es una de potencial realización urgente.

No debe confundirse este momento de acción circunstancial con una etapa de e-commerce inminente. En este estadio de clasificación de búsquedas, el usuario no está más que expandiendo su nivel de búsquedas con respecto al nivel de búsqueda informacional. Puede todavía jugarse con esto a nivel de marketing de visualización, pero con pragmatismo.

Dado el carácter de satisfacción instantánea de este tipo de consultas, debe cuidarse mucho en materia de SEO que el diseño del sitio web a optimizar sea compatible con dispositivos móviles. En la mayoría de ocasiones, es en este tipo de dispositivos donde el usuario querrá efectuar acciones rápidas, particularmente desde la calle. Así que es importante cuidar la responsividad en nuestros formatos web.

tipos-de-búsquedas-en-google-2
El sistema de optimización de la visibilidad en el universo web (SEO) debe conducir por los rieles que le dicta Google con sus factorizaciones, filtros y sugerencias, en orden de llevar a cabo con éxito su captación de visitas y clientela.

Búsqueda con intención de compra

De entre todos los tipos de búsqueda en Google, podemos señalar la llamada búsqueda de precompra como el inicio verdadero de una cacería de clientela en regla. El usuario ha demostrado su inequívoco interés en adquirir un producto a corto plazo, mediante una serie de búsquedas investigativas sobre su precio y funciones, además de examinar un buen número de marcas alternativas.

Usualmente pueden evidenciarse visitas a páginas de evaluación crítica colectiva de servicios y productos, desde hotelería hasta herramientas de plomería. Tanto este tipo de páginas de comentarios y ratings como los sitios web de comercio electrónico que ofrezcan directamente la venta del producto deben estar atentos a las métricas de este tipo de búsquedas precompra para aumentar sus visitas.

El tráfico estará determinado en gran medida por palabras clave (keywords en inglés) utilizadas por los usuarios regularmente en su búsqueda, referidos a las ventajas o desventajas de un servicio o producto ofrecido. Por tanto, el objetivo de la estrategia SEO sería incluir en sus contenidos las mismas palabras clave, para enlazar la inquietud del buscador y posible cliente con la plataforma ofrecida, garantizando más visibilidad.

Un ejemplo de estas keywords usadas en la búsqueda con intención de compra serían aquellas formuladas para averiguar la capacidad de memoria de una laptop Lenovo y qué tan accesible es su precio. El usuario podrá buscar “Lenovo laptop memoria” o bien incorporar también un modelo más preciso, como “laptop capacidad de memoria Lenovo ThinkPad T480”. Alineemos nuestra web a estas exploraciones y obtendremos tráfico a granel.

Afortunadamente, Google también provee una lista de sugerencias de búsqueda si introducimos las palabras clave en el recuadro. De esta manera podemos obtener además las búsquedas de otros usuarios relacionadas con el producto escrito. Por un lado, con las sugerencias las conexiones de precompra se hacen más amplias y acercan cada vez más al potencial cliente a interesarse por la compra propiamente dicha. Por otro, nuestra estrategia SEO cubre también un rango mayor.

Búsqueda transaccional

En la búsqueda transaccional ya no hablamos de intención de compra o precompra, sino de compra en proceso. Siguiendo el ejemplo anterior, el usuario escribe en este estadio frases clave como “comprar laptop barata Lenovo ThinkPad T480”. La adquisición pronta es obvia en la elección de palabras, así que este tipo de visitas es la que se busca prioritariamente en estrategias de posicionamiento SEO. Son las que darán ingresos reales a la empresa contratante.

No siempre podemos ponernos tan literalistas en nuestra clasificación de palabras, pues el algoritmo de Google tampoco lo hace. No se necesita la palabra COMPRAR en mayúsculas para que el motor de búsqueda recomiende páginas de comercio electrónico. Muchas veces sólo con frases clave del estilo “tiendas electrónicas laptop” el usuario será dirigido por Google a resultados asociados a e-commerce.

Las tácticas de SEO para estos tipos de búsqueda en Google serán similares a las del apartado de búsquedas de precompra. Se trata de llenar los espacios más predominantes y resaltantes de la página web con información asociada al producto que se quiere vender y en el que el usuario está interesado. Esta información consistirá en las palabras clave usadas habitualmente en la búsqueda transaccional, con la naturaleza del producto, sus funciones y sus distintos modelos.

Existen circunstancias de marketing en las cuales no se trata de aplicar una u otra estrategia de visibilidad SEO sobre otra según el tipo de búsqueda captado. Se trataría por el contrario de aplicar una estructura entera más allá de la simple visibilidad que se mueva progresivamente de un tipo a otro de búsqueda, guiando al anónimo visitante casual de la curiosidad a la clientela regular.

Este formato es comúnmente referido como un sistema de funnels de venta, un concepto que usa el embudo como metáfora perfecta de sus propósitos. Como en este instrumento de canalización, el flujo de usuarios va recorriendo circularmente el borde del objeto de forma dudosa, girando lentamente hacia abajo por curvas cada vez más pequeñas de afinidad hasta entrar en el agujero de la compra o suscripción regular.

Para establecer un sistema completo de esta naturaleza, sería necesaria una caracterización profunda del usuario a captar, de las cosas que lo movilizan y a qué edad y sexo suelen apuntar nuestros productos. Por suerte, ya hemos visto que las segmentaciones automáticas del algoritmo de Google junto con sus analíticas accesibles nos dejan la mitad del trabajo hecho.

Hasta aquí nuestra exploración por los distintos tipos de búsqueda en Google y la estrategia de SEO asociada a ellos. Si te ha resultado de interés este artículo, probablemente quieras expandir tu conocimiento sobre motores de búsqueda en este otro sobre las funciones de Google fotos. ¡Sigue el link!

tipos-de-búsquedas-en-google-3

(Visited 194 times, 1 visits today)

Deja un comentario